La casa de turismo rural Casa Julià consciente de la necesidad de proteger y conservar el medio ambiente y con la finalidad de contribuir a la sostenibilidad de los recursos naturales hace la siguiente declaración medioambiental:

Cumplir con todas las normativas y reglamentaciones aplicables al sector agroturístico.

Fomentar y aplicar procedimientos de mejora continua en todas los ámbitos de la organización para conseguir una gestión eficaz y respetuosa con el entorno.

Reducir la cantidad de residuos y el consumo de recursos (materiales, combustibles y energía).

Reducir o eliminar la producción de emisiones de contaminantes al medio.

Controlar el efecto medioambiental de la explotación de los recursos agrarios sobre la diversidad de las especies y la belleza del paisaje.

Contribuir a la conservación y recuperación del patrimonio histórico-cultural de Aramunt.

Difundir esta política entre las administraciones y otras entidades para que sea asumida y comprendida.

Informar regularmente a los turistas sobre la política ambiental y las medidas ecológicas implementadas en los alojamientos de turismo rural.

Proporcionar a todo el personal la adecuada formación tanto en la gestión turística como en el ambiental.

Implementar en el alojamiento de turismo rural, a través de medidas concretas, las siguientes áreas de gestión ambiental:

Reducción y reciclaje de residuos.

Minimizar el consumo de agua, energía y combustibles.

Gestión eficaz de las emisiones atmosféricas y de los ruidos.

Gestión adecuada de las aguas residuales.

Gestión adecuada de las sustancias peligrosas nocivas y agresivas para el medio ambiente.

Introducción de la variable medioambiental en las reformas y diseño, de la casa.

A Aramunt, el 29 de marzo 2012
Xavier Bastida Armada
Gerente Casa Julià